startup-594090_1920

¿Por qué un hotel es ideal para una reunión de empresa?

Una reunión de trabajo lejos de nuestro ambiente laboral habitual no está pensada precisamente para hacer turismo. Los expertos recomiendan organizar este tipo de actividades porque generan muy buenos resultados y aumenta la productividad laboral. En este post te ofrecemos algunas claves para que tus “MICE” sean todo un éxito.

Planificar bien la reunión

Un buen comienzo puede ser planificar el encuentro con antelación e informar al equipo. Para ello, es imprescindible que quienes vayan a asistir sean contactados individualmente, por e-mail, con el día, la hora y los temas que se discutirán. No en vano, uno de os errores más recurrentes en este tipo de reuniones es la falta de planificación adecuada. A esta premisa debe unirse la puntualidad en su hora de inicio para que todo discurra viento en popa.

 

Elaborar una agenda de contenidos

Elabora una agenda de contenidos con los temas a tratar. Si informas con anticipación los temas que se discutirán, los asistentes llegarán más preparados al encuentro y con ideas para proponer. Esto ayudará a hacer la reunión más ágil y dinámica. Otra de las recomendaciones de los expertos es prohibir el uso de dispositivos móviles para que las personas estén 100% atentas a la información que se transmite y no desconecten.

Otro aspecto fundamental reside en el tiempo invertido. El tiempo medio de cada sesión no debe sobrepasar las dos horas. Distribuye el tiempo y los contenidos. Cargar de contenidos implica que no se profundice en ninguno de ellos y no quede espacio para debatir los últimos de la agenda.

Acotar los temas a tratar

Otra recomendación que lanzan los especialistas en esta ámbito es vincular los temas según la agenda. Acotar los temas es uno de los tópicos más importantes, señalan los expertos. El coordinador de la reunión debe ser capaz de identificar cuándo la discusión se está desviando a otro punto, e indicar que se debe volver al eje. A ello se une la implicación de cada trabajador en los asuntos importantes de la empresa. Todos los asistentes tienen que ser convocados para pensar como directores generales para que hagan suyo cualquier punto del orden del día aunque no sea de su cometido.

 

El humor, un factor clave

El humor es un elemento esencial. Maneja la reunión con cuotas de humor. Un buen orador sabe identificar cuándo la audiencia necesita relajarse un poco, distenderse, concentrarse, cuando se sienten incómodos, y cuándo es el momento de hacer un “break”. Para ello es muy positivo que el moderador sea gestual, ya que una persona que juega con su voz, que demuestra una voz fuerte y gesticula, tiende a captar mejor la atención de la gente que alguien que se limita a leer en voz alta.

Una vez te hemos sugerido estos consejos, recuerda que en nuestro hotel también cuentas con salas de reunión totalmente adecuadas para celebrar tu reunión de empresa. Entre otras ventajas dispondrás de 4 salas de reunión de 70m2, pantallas integradas y cañón de proyección, papelógrafo y aire acondicionado, así como luz natural y parking privado. ¡No te lo pienses más y reserva tu sala !

Sala de reuniones de nuestro hotel.

 

 

 

 

0 Comentarios

Deja tu comentario