turismo slow

Te presentamos el «Slow Tourism», la alternativa para viajar despacio

 

Huir de las zonas masificadas, apostar por la tranquilidad, relacionarte con la población local… ¿Eres de esas personas a las que les gustan los espacios con menos afluencia y próximos a la naturaleza? Entonces el turismo slow parece estar hecho para ti. Este estilo de viajar, por algunos considerados como una filosofía, pretende huir a toda costa de las prisas y remarca la importancia de tomarte tu tiempo a la hora de conocer un sitio. Un turismo a pequeña escala y local en el que los agobios, las prisas y el estrés no tienen cabida. ¿Te gustaría saber más? ¡Continúa leyendo!

 

Slow como sinónimo de calidad

El concepto de Turismo Slow nació en Italia allá por los años 80 como una rama del Slow Food. Por aquella época los italianos remarcaban la importancia de la gastronomía autóctona y local frente a la masiva y rápida acogida de la cultura fast food en el país. En este sentido, esta alternativa gastronómica sirvió a otros aspectos de la vida, como el turismo local (y la correspondiente contraposición al turismo de masas)  como ejemplo para buscar una alternativa ante situaciones similares.

Hoy en día, este tipo de turismo es una tendencia que se ha ido haciendo poco a poco un hueco en nuestros ideales de viajar. Viajar más despació sin duda se convierte en la mejor opción para conocer al detalle nuestros destinos, relajarte, interactuar… Incluso se convierte en un turismo más sostenible, puesto que, por lo general, emitiremos mucho menos por día de vacaciones (se suelen realizar más actividades al aire libre, usar el transporte público, pasear, montar en bici…). Además, al reducir el estrés de ir de aquí para allá y planificar todo sin prisas (aunque la planificación es algo que en este estilo no tiene tanta importancia) nos permitirá ahorrar, así como tener más tiempo para valorar distintas opciones. ¿Tú también opinas que el turismo es una actividad que debe «saborearse» con tranquilidad? ¡Tómate tu tiempo para investigar y experimentar en el destino!

 

Los 4 puntos clave del Turismo Slow

Si te gusta este estilo de viajar, ten en cuenta estos aspectos para huir de la agobiante masificación de los destinos turísticos. Huye de las prisas, apuesta por las vivencias.

  • Lekeitio turismo slowComo venimos comentando, el destino escogido a la hora de hacer turismo no se trata de un lugar masificado. Todo lo contrario. En este sentido, se suelen evitar las capitales y ciudades importantes, aunque siempre hay excepciones. También existen destinos únicos a pocos kilómetros de estos lugares. ¡Dales una oportunidad!
  • Tómate el tiempo que necesites en el lugar. Olvídate de ir con prisas. Por norma general (siempre depende del destino), necesitarás al menos una semana para conocer el atractivo de la zona. Lugares escondidos, paisajes, puestas de sol…
  • Interactuar con gente de la zona es otro de los puntos a favor del Turismo Slow. Recuerda que todo lo que realicemos en el destino está orientado a conocerlo en su totalidad. ¿Cómo no vamos a pasar tiempo conociendo a su gente? Pasear, hablar o compartir momentos en una terraza con vecinos de la localidad es una actividad muy enriquecedora. Importan más los momentos que el número de cosas por ver.
  • Por último, el turista slow es siempre una persona respetuosa, tanto con el medio ambiente como con el lugar de acogida.

¿Tú también te has dado cuenta? ¡Todos estos puntos están relacionados! Los unos llevan a los otros, siempre aumentado el valor añadido de nuestro viaje.

 

Balmaseda turismo slow¿Cómo es un destino slow?

Para considerarse un destino slow, aunque puede haber excepciones, hay una serie de aspectos que son comprobables. De esta manera el destino intentará apoyar en todo lo posible al:

  • Comercio local.
  • Agricultura y gastronomía local.
  • Intentará en la medida de lo posible hacer mejoras para la acogida de los turistas.
  • Recuperación de zonas monumentales y centros históricos.
  • Asimismo, estos destinos no suelen superar los 50.000 habitantes, así como otras funciones y características que funcionan como sello de calidad.

Seguro que ya te han venido a la mente algunos destinos, ¿verdad?

 

 

Hotel Puerta de Bilbao, a favor de un turismo responsable y de calidad

En Hotel Puerta de Bilbao también apoyamos este tipo de turismo. Siempre hemos apostado por la sostenibilidad, y el comercio y turismo local, pero ahora más que nunca, ya que es cuando más nos necesitan. El turismo responsable se ha vuelto vital tras la epidemia que estamos viviendo. La forma de viajar cambiará, pero las experiencias que vivamos pueden seguir siendo únicas. Eso es lo que queremos y en lo que creemos.

0 Comentarios

Deja tu comentario

− 5 = 1